Mejora tu estado físico

“Llevo 11 años ajustándome. Tenía muchos dolores de espalda debido a una hernia lumbar. Lo primero que sentí fue más ligereza en las lumbares, más energía y más sana en general. Emocionalmente también noté cambios al estar más alegre y dejar de preocuparme tanto por las cosas. Empecé a hacer ejercicio sin dolor y dejé los medicamentos. Estoy muy agradecida y recomiendo la quiropráctica a todos los que lo estén pasando mal.”

Mónica 42 años


“Soy peluquera y sufría de malas posturas y dolor de espalda. Ahora puedo hacer mi trabajo sin tener dolor y… ¡he dejado los medicamentos! Creo que todos deberíamos ir al quiropráctico porque cambia la vida positivamente”

Clara 29 años


“Tenía un pinzamiento discal que me hacía tener tanto dolor que hacía dos meses que caminaba mal. Vine a Quiroinfinity porque mi hijo y su familia se ajustas desde hace años. Después de 4 sesiones ya empecé a caminar sin casi dolor. Ahora camino rápido y sin dolencia alguna. Dejé de tomar antiinflamatorios desde el primer día. Estoy muy conecta con el resultado”

Mª Jesús 70 años


“Siempre había tenido problemas de espalda, malas posturas y dolores de cabeza muy fuertes. Desde que me cuido con quiropráctica he notado muchísima mejoría física pero además me siento con más energía, más positivo, y puedo andar más tiempo que antes, y practicar deporte sin la limitación de antes. Estoy agradecido porque puedo hacer mi vida diaria más relaja ”

Toni 33 años

Mejora tu estado mental / emocional

“La gente me pregunta qué hago para sonreír tanto y yo contesto: ¡Voy al quiropráctico! No he vuelto a sentir los dolores de espalda, mi tensión ocular se ha equilibrado, y mi mundo emocional es otro. ¡Tal es mi cambio que mis dos hijos y mi madre también se ajustan y sus cambios han sido alucinantes!”

Eliana 40 años


“Estoy más tranquila y tolerante con el mundo que me rodea. Acepto más las cosas. Sufría mucho emocional y físicamente y ahora me centro más y la espalda la tengo perfecta”

Mónica 50 años


“Cuando llegué estaba con mucho nerviosismo y tenía problemas de órganos. Ahora me siento fantástica. Siento que mi vida ha mejorado; mi concentración es mejor, tengo una actitud mental más positiva y feliz, estoy más relajada, tengo mejor postura, … “

Montse 65 años


“Ahora no sólo tengo más flexibilidad y conciencia de mi cuerpo, sino que tengo más concentración y agilidad mental, y emocionalmente tengo más predisposición para la alegría y el goce”

María 46 años


“Desde que me cuido con quiropráctica estoy menos irritable y sin ansiedad. Estoy más relajada y mi cuerpo se siente mejor en general. He notado mejor rendimiento mental y control del estrés físico y emocional”

Anna, 26 años

Mejora en mayores y peques

“Empecé a venir en el 2004 y mis cambios son my positivos. No tomo medicación y mis analíticas salen perfectas. Tengo una vida activa, bienestar emocional y mental,… La quiropráctica es uno de los pilares de nuestra vida”

Mª Luisa, 82 años


“Mi hijo Lucas nació por cesárea y desde entonces tenía neumonía y bronquitis recurrentes. Al poco tiempo de empezar su salud mejoró tanto que no tuvo más. Ahora lleva más de 2 años con ajustes y es un niño feliz, sano y alegre. ¡Hasta su pediatra quiere ajustarse!”

Mamá de Lucas, 4 años


“Empecé a venir gracias a un amigo ya que tuve una caída de la que me tuvieron que operar y no me terminé de recuperar. No podía caminar ni estirarme en la cama para dormir. Estoy muy agradecido de este amigo porque venir al quiropráctico me cambió la vida. Ahora puedo tener una calidad de vida y hacer cosas”

Pera 78 años

Postura: sentado, de pie, durmiendo…
Bienestar corporal.
Mejora del sistema inmunológico.
Mejora la actividad mental/emocional (concentración, gestión del estrés, etc.)
Disminuye la necesidad de fármacos
(siempre bajo control médico).
Facilita una actitud y estado de ánimo más positivos.
Mejora el rendimiento deportivo.
Favorece el descanso.
¡Y mucho más!